Diego Puerta / GTRES

Pizza, autocastigo y lágrimas: Violeta lo cuenta todo sobre la anorexia

Drama serio, sin bromas.

RUTE GODINHO | CUORE.ES -

Si hace unos días confesaba que sus problemas con la anorexia habían vuelto, esta vez Violeta Mangriñán ha accedido sentarse en el plató de 'Sálvame' para contar hasta qué punto su enfermedad le está afectando. Hubo sinceridad, lágrimas y también muchas ganas de superar la situación.

La extronista de 'MYHYV' ha empezado por recordar lo bien que se encontraba durante el confinamiento, y cómo parecía que todo estaba ya resuelto. La cuestión es que con la vuelta a la rutina la valenciana ha decidido tomarse un día libre a la semana para comer todo lo que le apetezca, hecho que al día siguiente le provoca muchísimo malestar. "Después de mi día libre de la dieta me siento tan mal que me paso dos y tres días sin comer. Incluso Fabio me ha dicho que tengo que pedir ayuda y eso he hecho", ha confesado.

La verdad es que la influencer lo está pasando francamente mal. Ha dicho que está ya en manos de profesionales para poder tratarse. "Me obsesiona no engordar", largó sin más.

Por lo visto el problema empezó hace más o menos dos años y medio. "Cuando empecé en la tele es cuando cambié", dijo la exsuperviviente. Al dejar de tomar anticonceptivos empezó a engordar y... Se vio tan hinchada que empezó a obsesionarse. 

Violeta ha contado también que el 95% de sus ingresos le vienen de las redes sociales, sobre todo de Instagram, por lo que su imagen es muy pero que muy importante. Necesita hacer una cantidad elevada de fotos para poder encontrar al menos una en la que se guste. Muchas veces desiste sin haber conseguido la estampa que buscaba. "De 30 días que tiene el mes, hay cuatro en los que me veo bien, pero 26 me veo fatal", dijo antes de ir a publicidad.

A la vuelta, Violeta ya se había derrumbado. Había estado llorando y mucho. "Cuando me como una pizza o algo menos sano de lo normal me castigo muchísimo. Al día siguiente lo paso fatal. A lo mejor me tiro tres días en los que me como un filete de pollo en todo el día o una pieza de fruta", afirmó la novia de Fabio Colloricchio.

Violeta aprovechó la entrevista con Carlota Corredera para dar las gracias a una de las personas que más la están apoyando en estos momentos. Imagínate de quién se trata... Sí, Marta López, la novia de Kiko Matamoros, que también ha tenido problemas similares. "Tengo una familia maravillosa y un novio increíble, pero la gente que te quiere y que no sabe lo que es esto no te entiende. Solo una persona que lo ha pasado te puede entender", explicó la expretendienta. Con Marta habla todos los domingos y parece ser que sus conversaciones le están ayudando mucho a salir del problema.