INSTAGRAM

Luna de miel agridulce: los recuerdos 'mojados' de Pilar Rubio y Sergio Ramos

¡Al agua patos!

MARTA REQUEJO | CUORE.ES -

Pilar Rubio y Sergio Ramos (33) ya están de vuelta en España después de disfrutar de su luna de miel en Costa Rica. Desde el primer día, la pareja no ha dudado en compartir a través de redes sociales su día a día: paseitos en moto acuática, helicóptero, fotos postureo en la playa e incluso sus entrenamientos en el gimnasio del hotel. Vamos que parecía que nosotras mismas estábamos allí con ellos. 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

¿Cuántos 🐬 aparecen en el vídeo @sergioramos ? 🇨🇷#costarica. // How many 🐬 do you see?

Una publicación compartida de Pilar Rubio (@pilarrubio_oficial) el

Pero hay algo que llamó la atención de los seguidores de la presentadora y es que de un día para otro desapareció de Instagram sin dejar rastro. Muchos son los que se preguntaban que les habría pasado a los recién casados ya que unas imágenes en el aeropuerto donde Pilar se tapaba la cara con el pasaporte para no ser vista terminaron de confirmar un posible culebrón vacacional. 

Así que, para acabar con los rumores que tenían a la los fans en un vilo, ha sido la propia presentadora quien se ha encargado de aclarar todo con un video junto a su hijo Marco. Resulta que a Pilar Rubio se le mojó el móvil durante su romántica luna de miel. Tal y como explica junto a la publicación, el teléfono está oxidado por dentro y aun tiene agua ¡vaya faena! Todos los recuerdos ahora están mojados...

'Lo que más me duele son los recuerdos personales, evidentemente y además ya no podré enseñaros cosas que tenia ganas de compartir con vosotros sobre nuestro último viaje'. También nos duele a nosotras que estábamos deseando que nos pusieseis los dientes largos con las fotografías del viajazo que os habéis pegado.  

Pilar Rubio mete el móvil en arroz. | INSTAGRAM

Ante la situación, los seguidores de Pilar Rubio le han dicho que pruebe con el 'truqui' del arroz y ella, muy obediente, ha cogido un tupper y ha sumergido el móvil a ver si de milagro se recupera. ¡Mucha suerte!