GTRES

No, no viene de 'festi'... Paula Echevarría supernatural con moño y riñonera

Cuarentena style.

HENAR LANGA | CUORE.ES -

Acostumbramos a ver a Paula Echevarría (43) impoluta, con 'looks' de ensueño, elegante, divertida y moderna, pero la cuarentena ha conseguido sacar su outfit chandalero a la calle. Igual que tú y que yo, cuando la 'celeb' tiene tareas y está por casa de relax recurre a prendas cómodas como leggins, unos shorts (tal y como nos mostró no hace mucho en una de sus fotos).

Aunque no te preocupes, el pijama también está bien. Aquí tienes el kit pijamero que necesitas.

Pero volviendo al tema de la actriz, nos ha demostrado que cuando tiene que salir de casa no es necesario ponerse las mejores galas del armario, es más, con cumplir las indicaciones sanitarias para evitar el coronavirus, es suficiente. Ella esa lección la tiene muy bien aprendida, ¿quieres ver todo su kit? No es un 'selflu' (como el de Blanca Suárez), es mucho mejor, es ella saliendo de hacer la compra en el supermercado. Ahí va:

KSLV / GTRES

Si quieres hacer lo correcto fíjate bien en ella: bolsas reutilizables para ser buena con el planeta (y de colores, siempre 'fashion' nunca 'infashion'), guantes de látex de usar y tirar, mascarilla perfectamente colocada cubriendo la boca y la nariz y para evitar obstáculos (para tener una visión perfecta de lo que tiene por delante) un moño que le recoge el pelazo.

KSLV / GTRES

Vamos, lo nunca visto, pero que nos encanta. Paula Echevarría es todo un modelo de cómo hay que salir a la calle. Fíjate bien, que para tener los brazos libres y tocar lo menos posible las cositas (que también supone exponerse poco) se ha colocado una riñonera cruzada por el hombro y el pecho.

KSLV / GTRES

Aquí puedes verla, una vez guardadas las bolsas en el maletero, sentada en el coche, sin guantes y limpiándose las manos con algo que intuimos que debe ser gel desinfectante. Toda precaución es poca en estos tiempos.

Su 'look' de cuarentena nos fascina, pero lo más guay es que esté normalizando llevar chandal por la calle. ¿Seguirá esta moda cuando acabe el confinamiento? Estaremos atentas para saberlo.