ncentineo / INSTAGRAM

Chan, chan: el pasado oscuro de Noah Centineo

Otro artista que habla de drogas. 

CUORE.ES -

A sus 23 años, Noah Centineo se ha convertido en el chico mimado de Netflix tras el éxito que han cosechado comedias románticas como 'A todos los chicos de los que me enamoré', 'Sierra Burguess es una perdedora' o 'La cita perfecta' y es el nuevo novio oficial de internet. Este último título se consigue volviéndose el objeto de deseo de las redes sociales, en su caso gracias a su pelo alborotado que se rapó recientemente sin saber que provocaría ataques de histeria generalizados. Sí, nosotras también nos quedamos a cuadros. 


 

A diferencia del fenómeno que solía rodear a las antiguas estrellas Disney, él no está obligado a tratar de mantener una imagen pública impoluta y, en su última entrevista para la edición digital de Harper's Bazaar, no ha tenido ningún reparo en hablar del oscuro período de su vida que se extendió desde los 17 a los 21 años, tras el divorcio de sus padres, y que estuvo marcado por todo tipo de drogas durante noches de fiesta que se sucedían sin control.

En aquella época consumió éxtasis con frecuencia y "cualquier otra sustancia" que se pusiera a su alcance mientras dormía en distintos sofás de amigos o conocidos a la espera de que llegara su gran oportunidad.

"No había casi nada a lo que dijera que no. Pero nunca, jamás, me inyecté nada. Tuve suerte en ese sentido. Fumé de todo. Estaba muy confundido y enfadado. Era un momento muy difícil", reconoce.

Por otra parte, Noah es consciente de que su caso no es ni de lejos la excepción: "En la industria del espectáculo hay un sindicato de 500 o 1.000 chavales que están tratando de triunfar ahora mismo, en este momento, y que lo único que hacen de lunes a lunes es salir de fiesta cada día", recuerda.

En la actualidad, el intérprete lleva sobrio un par de años y prefiere ocupar su poco tiempo libre meditando, dándose baños o escribiendo en sus diarios para evitar recaer en sus viejos hábitos.