Steve Parsons / GTRES

Meghan Markle y Harry: no comieron perdices, sino el uno al otro

Pasando del protocolo en el polo

Búscate a alguien que te mire como Meghan a Harry. 

ROCIO ROBLEDO | CUORE.ES -

Los Duques de Sussex viven en una luna de miel constante y las últimas fotos de ellos juntos lo confirman. Meghan Markle ha acompañado a Harry a un partido de polo benéfico y ha estado pendiente de él en todo momento. Está prendadita de su marido y no lo decimos nosotras, lo dicen sus caras de enamorada total. Lo mejor es que han pasado de protocolos y en plena entrega de premios, se han dado un besazo. 

Un gesto inesperado que dejó a todo el mundo con la boca abierta y a Meghan satisfecha después de conseguir su objetivo. La duquesa no le quito ojo a su maridito durante todo el partido y no puedo evitar que le saliese esa cara "qué guapo es". 

Se morrean como tú. 

Ellos siempre han sido mucho más expresivos a la hora de mostrar su amor en público (todo lo contrario a Kate y Guillermo) aunque siempre se han preocupado de guardar las formas. Ahora, se ve que con el calor y el verano se han revolucionado y les ha dado igual le protocolo y la protocola. 

Y bueno, poco se habla de lo bien que se le da a Meghan andar con tacones por la hierba. Debe ser la única mortal que puede caminar tan tiesa y decidida y no pegársela. Eso o que el amor hace milagros y que con tal de ir a comerle los morros a su Harry hace lo que sea. 

El caso es que a Meghan se la ve muy contenta y no se le quita la sonrisa de la cara ni con unos tacones de aguja. Todo lo contrario a lo que dice su padre Thomas Markle, que asegura que su hija está horrorizada desde que forma parte de la realeza. 

¡Quién lo diría!