Doug Peters / GTRES

Hasta la coronilla: a Meghan Markle le hace cero gracia que hablen de ella 

Nada nuevo en la vida de la duquesa. 

CUORE.ES -

La batalla legal que Meghan Markle (39) mantiene con dos diarios británicos sigue proporcionando nuevos titulares a la prensa de Reino Unido incluso después de que su marido y ella pusieran tierra de por medio para instalarse en Santa Mónica, en busca de intimidad para criar a su hijo Archie.

Los nuevos documentos legales que ha presentado la abogada de la duquesa de Sussex ante el Tribunal Superior de Justicia y a los que ha tenido acceso el portal Daily Mail, uno de los medios a los que ella demandó por publicar una carta privada que le había enviado a su padre, han venido a desvelar ahora qué piensa realmente la antigua actriz del libro 'Finding Freedom', que se publicó el pasado agosto de 2020.

En pocas palabras, el contenido de esa biografía no autorizada le pareció "extremadamente anodino" e "inexacto", según ha señalado su representante legal Jenny Afia, porque repetiría la misma información que había sido publicada anteriormente en otros medios, adornada con detalles "inexactos".

Por ejemplo, el Príncipe Harry (36) y ella nunca habrían realizado una escapada juntos a Botsuana, como aseguraban los autores Omid Scobie y Carolyn Durand, ni tampoco se habrían reunido por primera vez con la madre de Meghan, Doria, en Los Ángeles para que su hija pudiera presentarle formalmente a su entonces novio.

La duquesa de Sussex también ha insistido en que su primera cita con el nieto de Isabel II no se desarrolló de la forma en que recoge 'Finding Freedom', para dejar claro que en ningún momento colaboró en su creación. De esta forma espera echar por tierra uno de los argumentos que esgrimen los demandados, que sostienen que ella no tendría ningún reparo en permitir que se hagan públicos detalles de su vida privada, siempre que sea en términos que resulten "favorables y halagadores" para su imagen.

Pues no te queda que aguantar, Meghan, y más ahora que se dice que vais a por el bebé dos...