GTRES

El padre de Meghan Markle no podrá ir a la boda ni queriendo

La salud es lo primero.

JUANDE CORRALES | CUORE.ES -

Tenemos nuevas (malas) noticias sobre la boda de Meghan Markle y el príncipe Harry. ¿Recuerdas que te dijimos que Tom Markle anunció que no iría a la boda de su hija porque se sentía avergonzado por el lío que tuvo con un paparazzi? Pues la historia continúa, y ahora resulta que cuando Meghan había conseguido hacerle entrar en razón (quedarse sin padrino a 4 días de la boda es un papelón), los problemas de salud de Tom le han cerrado las puertas a cualquier posibilidad de asistir al enlace.

Vamos, que ni la llevará del brazo hasta el altar, ni podrá viajar siquiera hasta Inglaterra, porque el padre de Meghan Markle tiene una cita con el quirófano para una operación de corazón, necesaria tras un ataque cardíaco que ha sufrido no hace mucho. Y claro, como comprenderás, con una operación a corazón abierto tan reciente, Tom Markle no estará en condiciones para tanto jaleo.

Él, de todos modos, ha confesao a TMZ que espera "poder salir del hospital a tiempo" para llevar a su hija al altar, cosa que nos alegraría bastante, pero, ¿una cirugía de corazón requiere su reposo, no? A ver, los milagros existen, así que a ver cómo se desarrollan los acontecimientos (nosotros estaremos aquí para contártelo), porque a lo mejor al final acaba llevándola al altar su madre, tal y como ella quería desde el principio.

De momento solo esperamos que salga bien de su operación, y, mira, si no está a punto para la boda, ya lo estará para el bautizo de los niños, que ¡ojalá no tarden!

// Outbrain