martalopezalamo / INSTAGRAM

A Marta López Álamo su último retoque estético le ha pasado factura

Le ha salido una pupa.

MONICA HERAS | CUORE.ES -

Si hay algo que le gusta a Marta López Álamo casi tanto como Kiko Matamoros, es estar siempre perfecta (y lo logra), de ahí que no se lo piense ni un poquito a la hora de pasar por el quirófano o someterse a cuanto tratamiento se le pase por la cabeza.

El último ha sido una micropigmentación en los labios tal y como nos ha contado en sus 'stories' de Instagram, aunque el problema es que ha tenido consecuencias. “No me paso por aquí para hablaros por ‘stories’ porque me ha salido un herpes en la boca a raíz de hacerme una micropigmentación”. Según la modelo es muy habitual que esto suceda, especialmente si eres propensa a que te salgan herpes. Eso sí, ha querido aclarar que a pesar de todo está encantada con el resultado de sus labios.

@martalopezalamo / INSTAGRAM

“Pero no pasa nada porque el color que se me ha quedado es el que quería. Ya se ha bajado y no es tan rosa”. Eso es ponerle buena cara al asunto, como dice el dicho: sarna con gusto, no pica. 

Una vez pasadas las molestias que le impedían hablar, la influ ha vuelto a la carga con su contenido y amiga, hemos fichado su última manicura y es fantasía. Está llena de brilli brilli y, aunque parece que a su chico no le encanta, por aquí se nos ocurren varios nombres que se la copiarían sin pensárselo, como Kim Kardashian (39) o Noemí Salazar.

@martalopezalamo / INSTAGRAM

Pese a todo, una vez más nos ha demostrado que es capaz de compartir sus defectos, como cuando nos enseñó los estragos que el acné había causado en su cara así sin filtros ni ná de ná. Aunque su confesión más valiente ha sido hablar de la anorexia que padeció durante 4 años, tan necesaria como aplaudible. ¡Bravo, Marta!