mario_houses / INSTAGRAM

Cuando Mario Casas se levanta bailongo...

Eso, si es que se ha acostado.

JUANDE CORRALES | CUORE.ES -

Mario Casas (32) es lo que tu abuela llamaría "un culo inquieto", no para ni a la hora de comer, y si no anda de chuleo con Blanca Suárez (30), está pegándose la fiesta padre donde quiera que sea. Lo mismo que le vimos subiendo la temperatura de las playas de Miami con su nuevo mejor amigo Mike, ahora Mario y su 'best friend' se han ido de escapada a Asturias (patria querida), donde no han estado de relax precisamente...

Los buenos días que nos ha dado Mario en su Instagram podrían dejarnos entrever que el de 'El barco' a lo mejor ni se ha ido a la cama, porque él y su amigo cubano, bien podríais ser tú y tu mejor amiga cuando volvéis de 'party' con ganas de más. Al ritmo de 'Problem', de Ariana Grande (25), podemos ver a Mario Casas moviendo el 'body', junto a Mike, que tampoco se queda atrás. Que si 'palante' como los de Alicante, que si 'patrás' como Barrabás... Vamos, una mezcla entre el "Un pasito 'palante', María" y el 'CHIKI CHIKI' de Chikilicuatre.

"Más tranquilos y tropicales no podemos estar", ha escrito Mike en su Instagram, donde también ha compartido el vídeo en cuestión. Aunque, Asturias, tropical, tropical, no es mucho... 

 

G O O D MORNING!!!!

Una publicación compartida de Mario Casas (@mario_houses) el

Tropical que se lo pasan estos dos juntos, y es que hasta en mayúsculas ha escrito Mario sus "G O O D MORNING!!!!", ¿somos nosotros o está que no cabe de la felicidad?

Pero bueno, lo que no dejamos de preguntarnos es dónde se ha dejado a Blanca Suárez, ¿nos regalaron unos besitos y ya está? Parece ser que Mario Casas no es como tu amiga, la que se echó churri y no has vuelto a ver. Él sí que sigue apostando por sus compadres, y es que con Mike ¡hasta comparte tatuaje! Vamos, que lo suyo va en serio:

 

Una publicación compartida de mfcuba (@mfcuba) el

El 'smile' en el hombro.

¿Entiendes ahora que pensemos que a lo mejor no se han recogido desde la noche anterior? Teniendo en cuenta que sabemos por nuestras fuentes que ambos recenan hamburguesa cuando salen de fiesta, no nos extraña que el cuerpo les dé para darnos los buenos días tal que así.

Pues, ale, ¡a seguir bailando!