lorenacastell / INSTAGRAM

Río, el hijo de Lorena Castell, está en la UCI

Lorena Castell explica a sus seguidores porque no ha vuelto todavía a su casa.

HENAR LANGA | CUORE.ES -

No hace ni una semana que Lorena Castell daba a luz a su primer hijo, Río, pero al parecer no todo ha salido como ella quería o como se esperaba. Las cosas se han complicado y la presentadora ha querido compartir este momento con con sus amigos y con sus seguidores a través del 'story' de Instagram donde ha subido un vídeo explicando qué está pasando y porque no vuelven a casa todavía.

Tal y como la de Zapeando ha razonado, cuando una se queda embarazada quiere que todo salga bien y se hace ilusiones. Es habitual pensar en el momento del parto e idealizar como va a ser todo, pero la vida es imprevisible y el proceso se puede complicar un poquito, tal y como le ha pasado a Lorena. Mucha gente le ha escrito personalmente para preguntarle que cuando vuelve a casa, puesto que han pasado algunos días desde que Río vino al mundo pero la familia todavía no está en su domicilio. La presentadora de 'Yu' ha aprovechado para contar su situación actual.

'El parto no es lo que te imaginas' dice la 'influencer', ella no quería que llegara por la noche el bebé, prefería que fuera de día, pero Río no hizo caso a las peticiones de su madre, entre otros, como por ejemplo la epidural, de la cuál quería prescindir y al final acabó cayendo en ella y adorando su magia: 'La epidural me cambió la vida y disfruté el parto muchísimo porque estaba hecha polvo', escribía ella misma en los vídeos de Instagram.

Y por último, ella se imaginaba que iba a dar a luz y se llevaría inmediatamente a su hijo a casa (después de todas las revisiones correspondientes), pero no ha podido ser porque durante el parto le dio un poquito de fiebre a ella y el bebé salió con el PCR muy alto (Proteína C Reactiva). No te asustes, según ha asegurado Lorena Castell, Río está estabilizado en la UCI, en la sección de neonatos para ponerse bien del todo, pero para ella y para Edu, su pareja, ha sido un jarro de agua fría. La separación, temporal, debió de ser muy dura después de tantos meses juntos.

No obstante, la catalana se ha mostrado con una gran sonrisa en las redes y nos ha contado porque no está todavía en su domicilio, resulta que ha encontrado una gran solución: LA CARAVANA, sí señor, se ha llevado su casita móvil al ladito del hospital para no perder de vista a su retoño y así hacerle compañía 'todo el rato'. Después de los duros momentos que ha tenido que pasar, ha querido sincerarse y mostrarse positiva ante todo. Pronto estará con Río en su casa más feliz que nunca. Esperemos que nos lo presente en su canal de youtube, seguro que es la estrella de ahora en adelante y le roba el protagonismo a su mamá.

Lorena Castell ha aprovechado el momento para animar a todas las madres y padres que tienen que separarse del bebé al nacer, tal y como también le pasó a Verdeliss.