GTRES

Las malas lenguas dan bombo a Lady Gaga y Bradley Cooper

Ha nacido un rumor de embarazo (chistaco).

RUTE GODINHO | CUORE.ES -

Desde que Bradley Cooper (44)Irina Shayk (33) pusieron un punto final a la relación que los unía y de la cual tienen una hija, no hay día que no se hable de Lady Gaga (33)compañera de reparto de Bradley en la cinta 'Ha nacido una estrella'. Que si ella y Bradley se habían enamorado, que si era solo Gaga la que estaba 'in love'... Se ha dicho de todo. Y claro, ya sabes que cuando el río suena, agua lleva. O no. Veremos qué hay de cierto en todo esto.

Como te decíamos, se sospecha que Lady Gaga y Bradley Cooper están viviendo una bonita historia de amor, y que todo ha empezado en el set de rodaje de la película. De ser verdad, esta no sería la primera vez que la pasión traspasa la gran pantalla, pero estaríamos ante una de las parejas del año (y una de las menos probables de la historia).

Verdad o no, el caso es que cada vez que la neoyorquina y el actor se juntan sobre un escenario saltan chispas. Tienen muchísima química, y la han dejado en evidencia durante la actuación de los Oscar. Irina Shayk, la entonces pareja de actor, los veía desde la platea, sonriendo. Parecía que los tres se llevaban bien, pero unos días más tarde veíamos cómo la rusa le hacía un 'unfollow'  a la cantante.

Pero la historia ha ido a más. Mucho más. Si hace pocas semanas nos enterábamos de que Bradley e Irina ya no estaban juntos y se embarcaban en una disputa legal por la custodia de la única hija que tienen en común, nos llega ahora una nueva e impactante noticia.

Lady Gaga, quien lleva tiempo intentando mantenerse ajena a la separación de Bradley e Irina, podría estar esperando un hijo de Bradley. Tal y como lo lees: de ser cierto lo que cuenta la revista InTouch, la cantante estaría embarazada del actor y lo haría público dentro de poco tiempo, ya que su vientre va creciendo por días.

La misma publicación asegura que Bradley y Gaga mantienen una relación desde que rodaron juntos la película, y que el actor decidió romper con Irina nada más enterarse del embarazo de Lady Gaga. De momento, nadie ha salido a confirmar o desmentir la historia, pero está claro que no tardaremos mucho en saber si es cierto o no.