khloekardashian / INSTAGRAM

Khloé Kardashian se pone profunda para hablar del peor momento de su vida

CUORE.ES -

El último episodio de 'Keeping Up with the Kardashians' era uno de los más esperados de la temporada al mostrar cómo reaccionó el mediático 'klan' y en especial Khloé Kardashian (34) tras la salida a la luz de una serie de vídeos que desvelaban las infidelidades de su pareja, Tristan Thompson con distintas mujeres poco antes del nacimiento de su primera hija en común, True.

Las cámaras del reality captaron por separado la sorpresa de Kendall y su (ex)cuñado Scott Disick (que se encontraban juntos en un coche), de Kourtney, de Kim y de Kylie mientras leían las distintas historias que se iban publicando sobre las aventuras del deportista y su indignación posterior.

La pequeña de la familia fue la encargada de desvelar la desagradable noticia a su hermana mayor: "Nadie tenía el valor de contárselo a Khloé porque sabíamos que estaba a tan solo unos días de dar a luz. No queríamos estresarla, pero sabíamos que era lo correcto. Me tocó a mí. No quería herir sus sentimientos, pero creo que era mejor que se enterara a través de uno de nosotros que por internet", se justificaba Kylie.

La participación en el controvertido capítulo de Khloé, que técnicamente se encontraba de baja de maternidad en aquel momento, se ha producido casi exclusivamente a través de las conversaciones telefónicas que mantuvo con Kim, en las que le confesaba que no era capaz de calmarse y que solo quería dejar Cleveland (donde se había mudado para dar la bienvenida a su bebé en la ciudad en que residía su pareja) y regresar a Los Ángeles, aunque su avanzado estado de gestación desaconsejaba que realizara viajes largos.

Kim, por su parte, dejó muy claro la opinión que le merecía Tristan y lo que ella haría de encontrarse en el lugar de Khloé: "No paran de salir más historias, la verdad. Muchos amigos me están llamando ahora para contarme otras cosas. Yo le he dicho que qué espera obtener de él, que lo piense bien. Va a pasar el resto de su vida nerviosa y preocupada, no va a contar con ninguna seguridad porque, si le ha sido infiel ahora, significa que nunca cambiará", afirmaba tajante Kim, que desde entonces ha sido capaz de hacer las paces con el jugador de baloncesto y aceptarle de nuevo en su círculo de allegados por el bien de su sobrina. 

La emisión del episodio ha sido comentada en tiempo real por la propia Khloé en sus redes sociales. Ha reconocido que recordar esos días ha sido más duro de lo que esperaba, en especial porque apenas han pasado siete meses, pero también ha aplaudido a la cadena E! News y a los productores del espacio por decidir emitir ese capítulo lo más cerca posible del momento en que sucedieron los hechos. También ha querido explicar por qué finalmente decidió permitir que Tristan la acompañara en la sala de partos junto a sus hermanas y su madre pese a las tensiones que aún debían de existir entre ambas partes.

"Quería tener una experiencia bonita en el parto por mi propio bien y por los recuerdos que espero compartir algún día con True cuando sea mayor. Quiero que tenga vídeos y fotos en los que su papá esté ahí, sosteniéndola en brazos. Quiero que sepa que la queremos y que es mi felicidad absoluta. Decidí dejar a un lado mis propios sentimientos e intentar contar con tanta energía positiva a mi alrededor como pudiera. Mi prioridad era el nacimiento de mi hija y no iba a permitir que nadie perturbara ese momento", ha asegurado la feliz mamá en una serie de tuits.

Pero no todo ha sido calma y contención en los mensajes de Khloé. En un tuit en respuesta a una de sus seguidoras que se maravillaba ante la compostura de Koko y sus hermanas ante lo sucedido, ella misma ha reconocido que de puertas para dentro sí se desató el caos.

"Doy gracias a Dios de que no hubiera una cámara conmigo en Cleveland. No describiré en palabras lo que hice, pero digamos que tuvo suerte de que estuviera embarazada de nueve meses", añadió con sorna.

En Instagram, en cambio, se ponía en plan profundísima (y luego, vete tú a saber por qué, lo borraba): "El episodio de esta noche es uno desagradable y superemotivo para mí, pero cuando acordamos hacer este programa hace una década, nos comprometimos a hacer un 'reality', que significaba enseñaros nuestras vidas: lo bueno, lo malo y lo feo. Revivir esos momentos de nuevo es increíblemente difícil emocionalmente pero también espero que con cada obstáculo, giro y suceso inesperado que la vida nos mande, TODOS aprendamos por el camino. En esos tiempos difíciles he sido bendecida con el mejor regalo, mi ángel, que ha cambiado mi vida de maneras que nunca pude imaginar. Recordad que nunca estáis solos en vuestro dolor y que todo es temporal. Dolor, alegría, júbilo, pánico, ansiedad, todo es temporal. Agradeced las experiencias vividas para fortalecer vuestra personalidad y convertiros en quienes sois."

Khloé, sermoneadora.