elenafuriase / INSTAGRAM

Pasito a pasito... Elena Furiase se emociona un montón con su hijo

No pueden ser más cuquis. 

CUORE.ES -

Después de meses soportando las altas temperaturas en Madrid mientras cumplía con sus compromisos profesionales, la actriz Elena Furiase, acompañada por su pareja Gonzalo Sierra y el pequeño Noah, ha disfrutado por fin de su primera escapada costera de la temporada, como se ve en las imágenes que ha compartido la actriz en sus redes sociales.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

my favorite sunset 🌅 @gonzalos.g #nuestroparaiso

Una publicación compartida de Elena Furiase 🌹🌴 (@elenafuriase) el

Además de sacar el máximo partido a la vida nocturna de Cádiz junto a un grupo de amigas, o de darse algún que otro refrescante chapuzón con su chico en las aguas del Mediterráneo, la hija de Lolita Flores también ha tenido ocasión de pasar mucho tiempo con su retoño y, sobre todo, de admirar los progresos que ha venido realizando el niño en su primera toma de contacto con la arena.

Vamos, que se le cae la baba. 

"En estos días de familia, amigos, brisa y risa, olas, arena, música y levante, mi niño gatea por el mundo, un mundo visto desde abajo, a su velocidad que no es poca, como un cachorrito, o así lo veo yo, que soy su mamá loba", pone en el mensaje que ha publicado en su cuenta de Instagram, en el que también deja constancia de la rapidez con la que Noah está aprendiendo a caminar.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Elena Furiase 🌹🌴 (@elenafuriase) el

"Como decía, mi pequeño intenta erguirse, lo consigue, tal y como hizo el ser humano durante su evolución: el cachorrito se agarra a lo que pueda, observa, tantea y ¡allá va con toda la fuerza de sus pequeños músculitos y de pie! Descubrió que con algo de ayuda hasta da pasos rápidos y con decisión, con una sonrisa y grititos de alegría", ha añadido orgullosa.

Otra de las instantáneas más cuquis de su viaje al sur de España es la que retrata a Noah en brazos de su madre y embelesado con las tenues luces de un restaurante, una estampa que además deja claro que la artista no puede quitarle los ojos a su particular "cachorrito". "Él mira las luces y yo miro mi luz", dice el título que Elena le ha dado a su publicación.