John Nacion / GTRES

Cynthia Nixon aún está con la pataleta por no ser gobernadora de Nueva York

CUORE.ES -

Aunque la candidatura de Cynthia Nixon para ir por el bando demócrata a las elecciones a gobernador/a del estado de Nueva York fue vista en un primer momento como un soplo de aire fresco procedente del sector más progresista del partido, la verdad es que las esperanzas de nuestra queridísima Miranda de 'Sexo en Nueva York' se desvanecieron después de varios meses electorales cuando el 6 de noviembre ganó el actual gobernador, Andrew Cuomo: su máximo rival y claro favorito a revalidar el cargo.

Una vez asimilada la derrota y con el gobernador Cuomo (al que Cynthia dedicó unos cuantos ataques que entraban en lo político y en lo personal) preparado para abordar la que será su tercera legislatura consecutiva, la actriz ha querido analizar abiertamente su candidatura y, sobre todo, reconocer que posiblemente se había marcado un objetivo demasiado ambicioso en su primera aventura en política.

"No, nunca pensé que iba a ganar, pero esperaba poder hacerlo. Y lo intenté, trabajé muy duro para ganar la nominación y al menos tuve la capacidad de poder decir a los neoyorquinos: 'Podemos hacerlo mucho mejor en este estado y sé cómo conseguirlo'. Y teniendo en cuenta que ese mensaje se difundió con rapidez gracias a toda la cobertura que logramos, pienso que de alguna forma nos hemos llevado una victoria", ha explicado a su paso por el Festival Vulture de Los Ángeles, justo antes de hacer referencia al nivel de dinero de la campaña de Cuomo como el principal factor que tuvo en contra.

"La verdad es que estoy orgullosa de que Cuomo tuviera que gastar tantísimo dinero en su candidatura, porque eso significa que la montaña que tenía que escalar era demasiado alta como para llegar a la cima con facilidad. Y sinceramente, creo que a Andrew Cuomo no le gustan los demócratas. No le gusta tener que pagar por cosas esenciales, y por eso se niega a aumentar el presupuesto para financiar escuelas o el transporte público", ha añadido Cynthia, cuyo programa electoral incluía propuestas tan audaces como la de legalizar la marihuana o ampliar la cobertura sanitaria del estado.

Muy buen rollo con él no tiene, no.