Daniel Gonzalez / GTRES

¡Su primer beso como marido y mujer!

Pilar Rubio y Sergio Ramos ya se han casado.

CARMEN RAYA | CUORE.ES -

¡Alegría, alegría! Pilar Rubio y Sergio Ramos ya se han casado. Y lo han hecho ante 500 invitados, entre ellos los Beckham (que por cierto Victoria Beckham se saltó el protocolo), en la catedral de Sevilla. En una tarde en la que el calor ha hecho estragos, la pareja ha brillado con luz propia. Y no lo decimos por decir. Eso sí, aunque el resto de celebraciones van a ser privadísimas, al salir del templo la pareja no dudó en besarse delante de prensa y público. El primero les quedó un poco raro, pero el segundo ya mucho mejor.

Daniel Gonzalez / GTRES

A ver, si es que es normal, si nosotros nos casásemos en la catedral de Sevilla y tuviésemos que saludar y besarnos delante de tanta gente, ¡no sabríamos ni cómo besarnos! Pero oye, que desde aquí les agradecemos que hayan posado para la prensa porque no teníamos muy claro que esto fuese a suceder.

GTRES

Pilar Rubio ha lucido un espectacular diseño con multitud de abalorios y pequeños espejos que han hecho que brillase más que nunca. La presentadora, quien ha llegado tardísimo a la catedral de Sevilla, salía de su hotel acompañada por una amiga y lo hacía dejándonos sin vista. Vaya, que su vestido no podría brillar más. Un diseño de escote en V que le favorecía muchísimo. Y en la mano, ¡el ramo! Uno en clave gótico ya que ha optado por calas negras. Un poco de mal rollo, da, no lo negaremos.

Pero ojito porque su marido tampoco se ha quedado atrás. ¡Madre mía! ¡Qué melena! Ni la del príncipe encantador de 'Shrek'. Acompañado por su madre, Paqui García, el futbolista del Real Madrid hacía su entrada en la catedral de Sevilla sonriendo como nunca (normal) y con un tupé de los que causan auténtica furor.

En cuanto a los invitados, ha habido de todo. Jesús Navas, gran amigo de Sergio Ramos, no dudó en decir unas bonitas palabras a su llegada a la catedral: "Hemos vivido mucho juntos, desde pequeños. Con sus padres y con mis padres cuando iban a vernos... Es el padrino de mi niño". Total, que obviamente no podía perderse un momento así.

A quien también vimos llegar a la catedral fue a Pablo Motos, el jefe de Pilar Rubio, quien se ha convertido en uno de los mejores amigos de la pareja. De hecho, todo el equipo del programa ha sido invitado a la boda y Nuria Roca no dudó en compartir en Instagram la jornada de copas y comida de la que disfrutó un día antes de la boda. "Luego ya si eso me pongo una faja", escribió en su Instagram de manera divertida.