Supervivientes / INSTAGRAM

'Supervivientes': la Pantoja cocina, manda... Y Chelo se enfada

La alianza peligra.

HENAR LANGA | CUORE.ES -

Isabel Pantoja tiene una alianza segura con Chelo García Cortés en la isla de 'Supervivientes'. Ninguna de las dos se llevan demasiado bien con el resto de los miembros del equipo de 'Los señores' por eso es importante mantenerse juntas y unidas, algo que parece imposible después del rifirrafe que han tenido en la cocina.

Todo ha sucedido cuando Chelo y Mónica Hoyos se encontraban preparando, con dificultad, el arroz para ellas y para el resto de sus compañeros compañeros. Al parecer el espacio dedicado a la cocina no está del todo bien construido. Las brasas se esconden entre las rocas y no acaban de calentar como deberían a la sartén. El remedio inmediato que se le ha ocurrido a la colaboradora de 'Sálvame' ha sido meter yescas secas para avivar el fuego.

Mientras las cocineras se encontraban sufriendo las penas de una cocina primitiva, la tonadillera no ha dejado de observar, vacilante y sentada, a sus compañeras. De vez en cuando ha levantado la voz para indicarles cómo debían hacerlo: "que no se caiga dentro" ha gritado en varias ocasiones la Pantoja, preocupa por no comer arena ni restos de la yesca.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

@chelo_garcia_cortes sobre @colatenicolas: “Yo no soy @paulinarubio, eh” 😱🤬 #TierraDeNadie6

Una publicación compartida de Supervivientes (@supervivientestv) el

 

Las encargadas de la comida no han visto nada bien la actitud de Isabel y han sido críticas con su postura. Pero finalmente, la gotita que ha colmado el vaso de la paciencia ha sido cuando Chelo le ha pasado un trozo de yesca a Mónica por encima de la comida. La cantaora se ha levantado de su sitio y se ha dirigido, enfadada, a cantarle las cuarenta a su aliada: "¿no puedes pasar la yesca por el lado? Ya comemos bastante arena como para que se caigan más cosas dentro".

La tensión, palpable en el ambiente, ha distanciado a las más veteranas del grupo. Finalmente Isabel se ha sentido un poco mal por lo sucedido y ha acabado ayudando a sus compis a preparar y servir la comida del día.