INSTAGRAM

Rosa López se pone el bañador para trabajar desde casa

Con mensajito a sus 'haters'.

MONICA HERAS | CUORE.ES -

Estos meses de confinamiento si algo hemos desarrollado es el ingenio. Están los amantes de las manualidades, los que se han metido en la cocina o los que se han montado un estudio de grabación en el armario, como Rosa López, que aunque se vio obligada a suspender su 'Tour Vacío', no ha parado de darle regalitos a sus fans a través de las redes sociales.

Sabemos que está a tope con nuevos proyectos, los cuales aún guarda en secreto, y súper enamorada de un chico al que conoció durante un concierto de Marta Sánchez el año pasado. Pese a esta etapa de incertidumbre se siente fenomenal, tanto es así que ha querido mostrar su mejor sonrisa con una publicación en Instagram de esas que suenan a reivindicación, con mensajito para todos sus 'haters'... ¿Cómo puede Rosa tener enemigos?

Ha compartido una imagen en donde vemos su mesa de trabajo y un posado veraniego en toda regla, con un bañador y una sonrisa de felicidad: "Y ahora me pedirán justificar esta foto pero yo prefiero que te quedes esta sonrisa de felicidad por saber que vamos más suaves y amorosos con la vida. Con ganas de dar y de hacerlo con el corazón". Si es que está hecha una poetisa. 

Su Insta está lleno de mensajes súper bonitos, uno de los que más es el de Santiago Segura: "Lo enseñas todo sin enseñar nada. Tu sonrisa es maravillosa, pura y cristalina. Que foto tan preciosa, me ha alegrado y refrescado la tarde!!! Viva mi Rosa!!!".

La cantante está hasta el moño de que se hable de su físico y así lo contó hace ya algunas semanas en el canal de Mtmad 'Maquíllala', de su amigo Alberto Dugarte, donde se abrió mientras él la dejaba aún más guapa: "No entiendo por qué Beyoncé es poderosa por estar más gordita y aquí en España te insultan, es horrible", totalmente, querida. También dejó otra perlita para que reflexionáramos: "Yo soy quien soy, ahora más delgada, ahora menos gorda y después más vieja". ¡Bravo Rosa! por eso nos encantas.