Luke Southern en Unsplash

Ponte cómoda: la última obsesión deco tiene forma de taburete... ¡Rosa!

Y está súper bien de precio.

HENAR LANGA | CUORE.ES -

Se acabó el sufrir, el no tener una casa perfectamente decorada. Primark es la solución a muchos de nuestros problemas (como con su creación de mini 'Baby Yoda'), y esta vez no iba a ser para menos. ¿Te lo contamos? ¿Te lo contamos? Se trata de un taburete de color rosa, de terciopelo, que nos tiene obsesionadas. Mejor ponte cómoda y te explicamos todos los detalles.

A ver, ¿cuántas veces a soñado en sentar tus posaderas en un sofá, silla o taburete de terciopelo rosa como el de las influencers o como los que salen en la serie 'Valeria'? Pues nosotras muchas veces. Lo que pasa es que los precios suelen ser algo prohibitivos, y claro, cuando una no es riquísima como una 'celeb' se conforma con cualquier cosa que sea cómoda, bonita y barata.

Pero es que desde hace unos años hay alguien que mira por nuestras carteras casi tanto como nosotras. Claro: ¡Primark! Desde esta firma no quieren que nos quedemos fuera de las modas más cukis del mundo mundial. Por eso han creado 'EL' taburete. Se trata de un mueble muy versátil, práctico, chiquitito y, por supuesto, ideal.

Solo cuesta 26 €, el problema es que no estará en todos sus establecimientos, nada más que lo tendrán algunas tiendas seleccionadas. Aunque bueno, por un taburete tan mono y tan barato estamos dispuestas a patearnos España entera.

Además, no solo es un asiento, también es un baúl de los recuerdos. El cojín sobre el que te sientas se levanta y esconde un pequeño almacenamiento, ¿qué más podemos pedir? Pues que las patitas sobre las que se sostiene son de color doradito y la combinación no nos puede gustar más. Mira, aquí puedes verlo:

Primark

Algunos expertos en decoración han compartido en las redes sociales que este taburete se parece muchísimo a uno de la firma 'MADE' que cuesta más o menos 199 €.

Si hay otra cuarentena en algún momento de tu existencia, al menos que te pille con una casa decorada lo más adorable posible, ¿no?