Longshoots

¡Ni hecho aposta! Omar Montes, tras la polémica, reaparece en 'Lazos de Sangre'

Está fuera de las redes sociales pero sigue en la tele, ¡menos mal!

RUTE GODINHO | CUORE.ES -

Hace días, Omar Montes se convertía en protagonista involuntario por un asunto un pelín peliagudo. Se ha filtrado un vídeo de una pelea callejera en el que Omar aparece con la cara ensangrentada. El músico no ha comentado las imágenes, pero ha tomado una decisión que nos ha dejado a todxs boquiabertos. Se fue de las redes. Así, sin más.

Tras el anuncio, parecía que íbamos a estar una buena temporada sin verle la carita, pero nada más lejos de la realidad. El ganador de 'Supervivientes' ha vuelto a la tele y lo hace con una cadena nueva para él, Televisión Española. El que puede, puede.

Y qué hace en TVE, dirás tú. Pues participar en un documental dedicado a Paco de Lucía. La cinta se titula 'Lazos de Sangre' y que tendrá que ver Omar con todo esto: volver a sus orígenes artísticas, claro. Esto tirando de su conocimiento musical para opinar y recordar al gran guitarrista.

"Él podía hacer que la guitarra llore y que tenga alegría", comenta Omar Montes con semblante serio y compenetrado. Y a ver, es un poco cliché lo que dijo pero más cierto, imposible.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

🍫 🌈🌈⚡️

Una publicación compartida de  OMAR MONTES (@omarmontesofficial) el

En el mismo documental/reportaje participan artistas como Alejandro Sanz y Antonio Carmona, por lo que queda muy claro el nivel al que está llegando el de Pan Bendito.

Eso sí, sobre el percance callejero Omar no ha dicho ni mu. Y ojo porque hay quien diga que todos los escándalos en los que ha estado involucrado Omar Montes a lo largo de los últimos meses no son más que una estrategia de marketing para promocionar su propio trabajo. Se ha hablado del tema en 'El programa de AR', citando la última frase del rapero en su Insta: "Voy a estar desconectado de las redes durante un tiempo. Gracias por todos los mensajes de apoyo. La gente es muy envidiosa y hace lo que sea por verte mal". Ay, Omar... ¡Ya sabes que en Cuore te comemos el corazón si hace falta!