TWITTER

Uy, uy, uy... Kiko Jiménez se arrima a Estela en 'GH VIP7'

Se avecina movida. 

MARTA REQUEJO | CUORE.ES -

Lo de que en la casa de 'Gran Hermano' se revolucionan las hormonas es un clásico. Si te decíamos que Gianmarco estaba un poco liado besando a Irene Junquera pero declarándose a Alba Carrillo... Ahora los protagonistas de un posible nuevo chuleo son Kiko Jiménez y Estela Grande.

Sí, amiga, y como bien sabrás ambos tiene sus respectivas parejas fuera. Por si no estás enterada, Kiko Jiménez está saliendo con Sofia Suescun y Estela Grande con Diego Matamoros. Nada si el final todo queda en familia y parece que los dos que están en la casa de Guadalix están teniendo unos acercamientos de estos que huelen a chuleo que tira para atrás.

Durante el debate, el presentador Jordi Gonzáleza enseñaba unos vídeos donde se ve a Kiko y Estela tonteando un poquito. "Me crea ciertos nervios que fuera se pueda malinterpretar", decía el andaluz en el confesionario. "Si yo me llevo bien con una persona, no la voy a apartar porque sea monísima y se vaya a malinterpretar", seguía comentando sobre su relación con la novia de Diego Matamoros. Y hombre, pues un poquito sí que se ha malinterpretado si...

Pero los espectadores y los presentes en el plató de 'Telecinco' no son los únicos que piensan que aquí hay gato encerrado. Mila Ximénez y el maestro Joao no perdieron el tiempo en rajar de lo lindo sobre estos dos: "Están saltando unas chispas", decía la colaboradora. "Lo van a tener complicadito, pero es muy bonito. E inevitable. ¿Te imaginas que se fragua?", le decía a su compañero. "Se va a fraguar. Es imparable", decía muy seguro Joao que además es vidente... Pues oye igual el sabe algo ¿no? 

Los otros dos implicados tampoco se callaron y como era de esperar en plató preguntaron a Sofía sobre el tonteo de su novio. "Es verdad que no se puede negar lo evidente: yo creo que se gustan, que hay complicidad. Es importante tener un apoyo en el reality", contestó. Además afirmó que no cree que eso sea un montaje como apuntaban la mayoría de los colaboradores: "Al contrario, se esfuerzan en que no se les note", concluía. Uy, uy, uy...