ISTOCK

Dicho y 'Echo': localizados los dispositivos que necesitamos para la T2 de Confinamiento

No es broma.

RUTE GODINHO / CUORE.ES -

Nadie quiere volver a encerrarse en casa durante dos (o más) meses, pero ya sabes cómo va esto de la pandemia. Todo depende de cómo suban los contagios (y de cómo estén las UCIs de los hospitales). El caso es que si vuelve a tocar, que nos pille a todos confesados preparados. Creerás que bromeamos, pero no. Asegúrate de tener a mano todo lo que necesitas para hacer buen pan, preparar tratamientos beauty con productos caseros, llamar a tus amigos y montar una 'Zoom party' inolvidable... Ya sabes, todo lo que hicimos en el primer confinamiento pero ahora en nivel PRO.

¿Qué te queremos proponer? Que le eches un vistazo al nuevo altavoz inteligente Echo Dot y a la pantalla 'smart' Echo Show 10, dos de los nuevos dispositivos de Amazon. 

Amazon

Empecemos por hablar del altavoz inteligente. Sí, se llema Echo Dot, pertenece a la cuarta generación de altavoces inteligentes de Amazon, y como no podía dejar de ser viene con Alexa, el asistente virtual que tan pronto te cuenta un chiste como te enciende la luz del salón.

¿Por qué lo necesitas para el próximo confinamiento? Viene cargado de nuevos 'skills' y un montón de funcionalidades que molan: un nuevo sistema de reconocimiento de voz que responderá de forma más rápida a tus pedidos, reloj y un altavoz más potente (importantísimo para escuchar música). Pero hay más. A los peques de la casa es capaz de entretenerlos con de chistes, juegos, cuentos...

Y para ti, prueba decirle "Alexa, abre el entrenamiento rápido". Te pondrá en forma con sesiones de fitness de corta duración ideales para que no te tires media mañana haciendo abdominales y flexiones. Notarás los cambios.

Amazon

Y para qué sirve el Echo Show 10, te estarás preguntando. La gran novedad es que esta versión de Alexa tiene una pantalla de 10 pulgadas que rota de forma automática acompañando tus movimientos. Vamos, que vas a poder bailar en tus 'videoparties'. Esto o moverte libremente por el salón mientras hablas con los abuelos (o quien sea).

Lo sabemos, ¡te acabamos de generar dos supernecesidades!