KIM / GTRES

Aurah y Miriam se dicen menos guapa de to' en GH VIP

#GHPelea

El ambiente está calentito dentro y fuera de la casa, los espectadores quieren más.

CUORE.ES -

Acabamos de descubrir lo que pasa cuando los concursantes de Gran Hermano superan el nivel de obscenidad permitido por Telecinco gracias a la discusión entre Aurah y Miriam. Los insultos entre las dos concursantes fueron tan fuertes y variados que cruzaron de largo la finísima línea establecida entre lo que se emite y no se emite en la televisión.

 

 

La solución ante este enfrentamiento por parte del programa ha sido obviar durante el ‘Debate’ algunas de las burradas que se dijeron la una a la otra a lo largo de la semana. Todo esto comenzó con la prueba semanal que se lanza a los concursantes.

No obstante, los espectadores han reaccionado ‘malamente’ frente al apaño de omitir la discusión, puesto que da la sensación de que el programa está favoreciendo de esta manera a la [que los tuiteros] creen que es la favorita de los directivos del concurso para ganar la edición de este año. La reacción en las redes fue muy sonada y la audiencia está indignadísima con la situación.

En realidad, si no fuera por el público que hace uso de las redes sociales para comentar Gran Hermano, la sexta edición de Gran Hermano VIP dejaría de tener parte de su sentido, puesto que la mayoría de las situaciones ‘desagradables’ se están dando a conocer en esta red social gracias a aquellas cuentas que comparten y filtran el contenido del 24 horas, especialmente aquellos vídeos a los que el programa parece no prestar demasiada atención ni difusión.

¿Llegará la sangre al río con la pelea? Aurah no está en una posición demasiado favorecida para tener enfrentamientos con sus compañeros, puesto que esta semana está nominada y, según hemos podido ver, cree que va a ser la concursante que abandone la casa esta semana. De momento el programa se ha limitado a lanzar una encuesta en las redes a través de la que la audiencia puede dar su opinión al respecto de la pelea y sobre quién lleva la razón.