kimkardashian / INSTAGRAM

Las mascarillas faciales le quedan mal hasta a las Kardashian

Pero no por ello dejaremos de usarlas.

CUORE.ES -

Las Kardashian también usan mascarillas para la cara y sí, también les queda fatal, como a todo el mundo. Si eres de esas personas que valora un domingo de mimitos, cremas y potingues casi tanto como se valora el queso en la pizza, entenderás que, aunque las mascarillas faciales nos queden fatal no vamos a dejar de usarlas. Las hermanas del clan más famoso del mundo piensan como nosotros y, además, no dudan en sacarse fotografías/selfies y subirlo a las redes.

Lo más importante es valorarse uno mismo y, no podemos valorar nuestra belleza con la masa pegajosa en nuestra cara o con los envoltorios de papel untado en mejunjes curativos, es mejor hacer posteriormente, cuando hayamos retirado todos los restos de nuestra faz y tengamos la piel tan limpia, hidratada, aireada y exfoliada como la de un bebé recién nacido.

Pero una cosa no quita la otra, cuando llevamos las mascarillas en la cara estamos de foto, de risa e ideales, por eso, una foto no le viene mal a nadie, así lo han demostrado las mediáticas 'socialités' que no se lo han pensado dos veces a la hora de fotografiarse en su rutina beauty más compenetrada de todos.

Kim Kardashian (38) y Kourtney Kardashian (40) han compartido una imagen en la que lucen una máscara a base de vitaminas que les otorgan un toque muy pero que muy gracioso. Bueno, en verdad, parece que tengan la piel de una persona mayor, pero es genial verlas sin maquillaje por una vez, aunque sea con una falsa tez.

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Kim convinced me to use this face mask and I feel stunning.

Una publicación compartida de Kourtney Kardashian (@kourtneykardash) el

 

Kourtney escribía en el texto que aparece debajo de la instantánea: 'Kim me convenció para probar esta mascarilla facial y me siento ideal de la vida, maravillosa'. Total, esto es una muestra de que a nadie le queda bien una mascarilla 'on the face', ni tan sólo a las maravillosas diosas del maquillaje que no salen mal en ninguna fotografía.