INSTAGRAM

Imposible cumplir los requisitos que piden los solteros de Los Ángeles en Tinder

Antes me llaman de la NASA para colonizar Marte.

CUORE.ES -

Comenzaré este artículo dejando una cosa muy clarita ('I will start this article leaving a thing very little clear', bilingüismo). Tengo 36 años, he pasado la gran mayoría de ellos soltera [para consultas sobre el por qué de este perenne estado civil, que esto es una cosa que a la gente le pirra preguntar, podéis mandar un mensaje de texto al número '¿te pregunto yo a ti porque saltas de relación en relación? No, ¿verdad? Pues arreando que es gerundio] y he llegado a la conclusión de que, a partir de cierta edad, no se puede ser de 'pico fino' (peak fine) cuando se trata de buscar el amor. O eso creía yo.

Porque cumplidos los 30, y con la gran mayoría de mis amigos casados y/o en banquillo (little bank) para darse el 'sí, quiero', yo pensé que los que nos habíamos quedado en reserva (como el buen vino) íbamos a ponernos las cosas un poquito más fáciles entre nosotros en eso de 'ser felices y comer perdices'. Vaya, que lo mismo nos conformaríamos con ser 'semi-felices y comer sardinas'. 

Sí, Jada, eso creía yo. Pero de nuevo, y como viene siendo habitual en mí, me equivoqué. Los solteros del siglo XXI, al menos en Los Ángeles, no es que sean exigentes, no, es que son lo siguiente ('the following', gran serie, por cierto). Y cuidado ('caution') con llevarme la contraria en este tema porque, señoría, miembros del jurado y público, tengo las pruebas que demuestran que los solteros (al menos en Los Ángeles) no están dispuestos a rebajar lo más mínimo sus expectativas ni en plena pandemia

No, no, si a tope de respeto, pero que yo soy más de 'pan para hoy, pandemia para mañana', ya os lo digo. Sin embargo, y como directora de la delegación española afincada en Los Ángeles del CIS (centro de investigaciones sin sentido), me he visto obligada a no dejar este tema aquí y bucear por las profundidades de Hinge (otra dating app muy famosa aquí en L.A.) para recopilar datos y redactar un informe (y lo mismo también para pillar cacho, no diré que no) que sea de ayuda para trazar un mapa de actuación frente al creciente número de solteros que buscan algo que, sinceramente, nadie sabe dónde van a encontrarlo y que les hace ir derechos (laws) a pasar la próxima pandemia más solos que la primera.

Sin más dilación, he aquí algunos de los requisitos que los angelinos piden en una mujer para hacer 'match' (cerilla, yo no he inventado el inglés). Que pase, por favor, el primer soltero del artículo.

- Soltero número 1

Hinge

 

Así, una cosa, lo que se llama 'sencillita'. Este muchacho busca "conexión (yo te comparto el wifi, tranquilo), química (di no a la droga), honestidad (te vas a quedar soltero toda tu vida con eso puesto en tu perfil, el que busca honestidad la encuentra), pasión (se lo paso si es la fruta), un montón de risas (las que me estoy echando yo con lo que buscas), fiestas de baile espontáneas (no me levanto de la cama de manera espontánea, me voy a poner a bailar espontáneamente y contigo... en fin), exploración personal y del mundo (ah, ¿qué no solo quieres que te enseñe Cuenca, sino que además me tengo que conocer yo a mí misma?, anotado), un buen beso (después de tanta exploración voy a esta cansada, no te ofendas) y alguien que pueda quedarse en casa o salir de ella" (mira, esta es fácil solo hace falta que no esté bajo arresto domiciliario o en cuarentena). Un beso para el soltero número 1. Vayamos con el segundo.

- Soltero número 2 

Hinge

Si el soltero número 1 venía fuerte, el número 2 no se queda atrás (behind). Aquí mi 'cousin' (primo) busca una mujer "inteligente, atlética y aventurera. Una mujer que sabe correr riesgos, pero que tiene la visión de no meterse en muchos líos mientras explora el mundo". Ajá. Basados en la descripción que nos ofrece dicho hombre, he aquí su única opción posible.

INSTAGRAM

Para que luego digan que jugar a videojuegos no deja secuelas... Lara Croft no era real, amigo. Lo siento.

- Soltero número 3

Hinge

El soltero de bronce (por eso del 3) empieza bien, pero termina malamente (tra, tra). Él busca una chica "divertida" (bien), inteligente (smart, como el coche, bien también), estable mentalmente (ok) y financieramente (¡NOOOOOOOOOOOOOOO!) Con lo bien que iba este soltero y justo involucra el dinero. ¡MAL! A ver, no se le puede pedir a alguien que sea estable mentalmente y que a la vez llegue a fin de mes holgadamente. ¿Acaso la gente no sabe lo caro que es ir a terapia? (un beso para mi psicóloga). Ah, y ojito con lo de usar el acrónimo 'LTR' para no escribir 'Long Term Relationship'. Amigo, aquí has dejado ver que eres vago, rico, pero vago. Ah, y también que te da vergüenza admitir que ya estás cansado de los rollos de una noche. No pasa nada, #youarenotalone. Bueno sí, pero ya me entiendes.

- Soltero número 4

Hinge

El soltero número 4 busca "una compañera de vida" (la última vez que yo tuve un compañero fue de pupitre), "alguien que sea libre (otro con lo de que no estés en la cárcel), que haya hecho trabajo introspectivo (ya estamos con lo de ir a terapia, cansinos) y que no esté demasiado atada a un determinado estilo de vida".

O sea, que básicamente este soltero quiere que yo haya ido a terapia para saber quién soy, pero que en el fondo no sepa qué estilo de vida tengo porque en el fondo no sé quién soy. Ok. Mira, mejor te paso el número de una 'compañera' que igual le interesa.

- Soltero número 5

Hinge

El soltero número 5 quiere "alguien para ir a montar en bici, ir de senderismo e ir a bucear". Amigo, te has equivocado de aplicación. Aquí, en Hinge, hemos venido a sudar, pero de otra manera. Lo que tú buscas puedes encontrarlo en asociaciones deportivas y grupos de 'amigos de' en Facebook. De nada, un error lo comete cualquiera. Ah, eso, o directamente le daba vergüenza decir que busca 'personal trainer' o resulta que Jesús Calleja se ha mudado a Los Ángeles e hicimos 'match'. (sé que no, pero sería fantasía).

- Soltero número 6

Hinge

Otro que empieza fuerte con esto de la vida sana, pero démosle una oportunidad. Este soltero busca una mujer que "le guste cuidarse y el fitness, que sea madura, que me empuje más allá de mis límites y quiera lo mismo, que sea familiar y sexy". Mirad, yo con este me quito el sombrero porque este momento de que busca a alguien que también quiera que le empujen más allá de sus límites...

No me he empujado yo a hacerlo en 36 años, voy a querer que lo hagas tú. Menudo 'singer mornings' (cantamañanas). Ah, y lo de sexy lo deja para el final, pero vaya que lo pone. Además, ¿cómo quieres que sea sexy si me voy a pasar el día empujándote emocionalmente porque tú pasas de ir a terapia? A ver si nos aclaramos, querido.

Exacto, mi querido público, esto es el 'dating' en pleno siglo XXI y si quieres salir de esta pescadilla (little female fish) que se muerde la cola, tienes que seguir nadando (minipunto para mí por hilar ligoteo y 'Buscando a Nemo' en el mismo párrafo). 

Aunque ya que estamos, os diré una cosita, luego estos mismos hombres que derrochan lírica poética y existencial en sus perfiles de ligar son los mismos que cuando te ven cara a cara en la primera cita se comportan así... 

Sí, hijo, sí, me gusta hacer cosas. Pero no os penséis que todo iba a ser malo porque una vez estuve a puntito de encontrar al hombre que tanto tiempo lleva buscándome. Solo hubo un pequeño problema...

Hinge

 

 

.. ¡que yo soy la Carmen de Los Ángeles, no de San Diego! Claro, así no me encuentras, chato. El caso (the case) que estoy por abrirme dos perfiles en Tinder (sí, ya sé que estaba hablando de Hinge, pero no he encontrado plantilla de montaje para esa 'app', que todo hay que explicarlo) y así poder hacer 'match' conmigo misma.

INSTAGRAM

Momento autobombo en el que aprovecho para dejaros por ahí abajo otros de mis artículos y animaros a que os paséis por mi cuenta de Instagram en la que podréis disfrutar del programa 'The Latte Show con Carmen Raya' (y con sus colaboradoras). Sí, como nadie me daba un programa me lo he creado yo. ¿Quién dijo dignidad?

[Algunos artículos de Carmen Raya incluyen el del sexting, el de los 'California boys', el de tener sexo en inglés, el de mi ruptura 'made in Hollywood', el de mi videocita en mitad de pandemia, el de que el amor suena mejor en inglés, el de mi primera, y última, cita 'sporty'el de hacer la coladael de todas las mentiras que digo en Hingeel de que LA me ha confirmado que no estoy buena, el del sexo en la tercera cita, el de las relaciones abiertas... , el del 'mentourage' , el del 'ghosting', el de que solo hay cuatro tipos de hombres en Los Ángeles o el de que Los Ángeles me ha liberado del sujetador].